martes, 26 de marzo del 2019

La doble usurpación

2:41 pm
62
0
Compartir

Dice Cinthya Machado Zuluaga: “lo peor es que el autoproclamado es doblemente usurpador. Usurpa la presidencia de la Asamblea Nacional, porque está en desacato desde que Henry Ramos Allup era el presidente, y todos sus actos son nulos, por lo tanto, está usurpando el autoproclamado esa presidencia.

También está usurpando la presidencia del país, y eso no necesita ninguna demostración, porque no tiene ningún apoyo jurídico, a pesar de que ellos nombraron en un principio el 233, pero allí no hay nada que lo justifique.

Y sucede que él dice que el usurpador es Maduro. Seguro que eso fue lo que le dijeron los publicistas de Trump, pero él sabe que el único usurpador, y por partida doble, es él”.

El mesonero que escuchaba atento la palabra de Cinthya, deja las dos tazas de café sobre la mesa y dice: “bella e inteligente. Dos cualidades que casi no se ven juntas, pero que usted las tiene, mi reina”. Y se marcha, como siempre, de espaldas, para seguir admirando la belleza de Cinthya.

“La fiesta de carnaval que se vivió en la plaza Alfredo Sadel, en Las Mercedes, ha sido un de las mejores, porque contó con un Rey Momo que llegó allí a intentar darle fuerza política a aquello. Mi amiga Kathy dice que ella había ido con una pancarta que decía: “Libertad ya para nuestro presidente”.

Pero después tuvo que ocultarla. Muchos estaban molestos porque lo vieron en libertad. “Preso es más útil. Suelto es un inútil” dijo Kathy y se fue para su casa. Al llegar me llamó, y mi padre la atendió y le dijo: ‘Kathy, cómo puedes ir a recibir a una persona que no tiene la inteligencia que tienes tú’. Después me la pasó y me contó que aquello era una manera de perder el tiempo. El doble usurpador ya no da para más. Lo bueno fue la gira turística que se disparó por los países vecinos que lo apoyan hasta que Trump les diga hasta cuándo”.

Toma un poco de café y mira el paisaje del Centro Comercial San Ignacio. Y dice: “si lees los medios en el exterior, aquí se estarían matando, sin embargo la paz que se respira aquí no es noticia para ellos. Esos medios siguen en su tarea de desinformar. En cuanto dejaron de llamar presidente al autoproclamado, los llamaron desde el departamento de estado para decirles que siguieran llamándolo presidente. Es decir, por un momento pensaron que podían hacer sus cosas sin recibir órdenes”.

Por: Roberto Malaver

Compartir

Se el primero en comentar

+ 8 = 17